Fecha de publicación:18/09/2015 0:00



Desde el Gobierno Municipal se ha dado orden al Centro de Acogida de que no se sacrifique ningún animal.

Se ha puesto en marcha un proyecto de mejora y ampliación de las instalaciones del Centro de Acogida de Animales, que incluye el acondicionamiento de las gateras.


Se está trabajando en una ordenanza municipal de protección de los animales en colaboración con asociaciones animalistas, veterinarias, partidos, sindicatos y asociaciones del municipio.


Se intensificarán las campañas de adopción desde el Centro de Acogida de Animales.


La Concejalía de Bienestar Social, Sanidad e Igualdad está en constante comunicación con las asociaciones defensoras de los animales de Móstoles para incorporar algunas de sus propuestas a la normativa municipal. La creación de una ordenanza municipal de protección de los animales en colaboración con asociaciones animalistas, veterinarias, partidos, sindicatos y asociaciones del municipio, es una de las medidas previstas.


Por otra parte, el Gobierno Municipal es consciente de la necesidad de mejorar el actual Centro Municipal de Acogida de Animales, por lo que ya ha puesto en marcha un proyecto de mejora y ampliación de las instalaciones, así como de acondicionamiento de las gateras. En concreto, se han instalado varios acondicionadores de aire para intentar mejorar las condiciones de temperaturas extremas durante el pasado verano. En breve se procederá a la instalación de aislantes para el techado y extractores.



Colonias de gatos


Una de las preocupaciones de este equipo de gobierno son las colonias callejeras de gatos que proliferan cada año, especialmente entre los meses de mayo y septiembre. Para controlar estas colonias se pondrá en marcha un método que consistirá en capturar, esterilizar y soltar a los gatos (CES) en colaboración con las asociaciones animalistas de Móstoles y los centros veterinarios locales, con el objetivo de impedir la superpoblación y las molestias que sufren los vecinos en algunos barrios de la ciudad, tales como fuertes maullidos en época de celo, malos olores, suciedad, entre otros.


Desde el Ayuntamiento se va a promover y apoyar la creación de una unidad de voluntarios para implantar este método de control de estas colonias callejeras.


A través de la creación de campañas de esterilización, con un precio único acordado con las protectoras y asociaciones debido al alto volumen que facturan, se evitará tener que acudir a veterinarios de otros municipios.


Asimismo, se intensificarán las campañas de adopción desde el Centro de Acogida de Animales.