Fecha de publicación:20/10/2016 0:00

En relación a las distintas informaciones que han aparecido acerca del inicio del expediente de disciplina urbanística contra la Diócesis de Getafe es preciso poner de manifiesto lo siguiente:


1º.- El Comité Ejecutivo de la Gerencia Municipal de Urbanismo aprobó el pasado jueves día trece de octubre el inicio de un expediente de disciplina urbanística, siendo el infractor la DIÓCESIS DE GETAFE. No la parroquia de la Asunción como se ha dicho por algunos.


2º.- La infracción por la que se inicia el expediente tiene base al superar los niveles máximos de ruido en el toque de las campanas de la iglesia de la Asunción, en concreto a las 12 horas.


3º.- El nivel máximo de ruido permitido es de 55 Db con una tolerancia hasta 60 Db, la medición se realizó el día 14 de septiembre de 2016 y arrojó un resultado de 84 Db.


4º.- El expediente como se ha dicho viene motivado por causas objetivas, la superación de los niveles de ruido permitidos por la normativa, no por causas subjetivas, es decir por tratarse de la iglesia católica como maliciosa y tendenciosamente ha dicho el Partido Popular.


5º.- La concejalía de urbanismo ha procedido exactamente igual que en todos los casos que se dan de superación de niveles de ruido, vengan de donde vengan, los emita quien los emita.


6º.- Desde la concejalía de urbanismo existe un respeto absoluto por la libertad de culto y por todas las confesiones religiosas.


7º.- El Gobierno anterior olvida que en los años que estuvo gobernando fue sancionado por los tribunales con 60.000 Euros precisamente por no ejercer la potestad sancionadora en materia de disciplina urbanística, dinero que salió de los contribuyentes mostoleños.


8º.- También conviene dejar claro que desde la concejalía de urbanismo se ha pretendido acabar con el modus operandi del Gobierno anterior en materia de privilegios a algunos, por ejemplo con el obispado de Getafe, al cual se le perdonó durante casi diez años el pago del alquiler del local donde se encontraba la parroquia de San Juan de Ávila en el barrio de los Rosales, deuda que ascendía a casi 300.000€ y que gracias a la demanda que se presentó contra dicha diócesis se pudieron recuperar 210.000€, habiendo prescrito dicha deuda merced a la actuación del anterior Gobierno.


Concejalía de Urbanismo y Vivienda